5 Pasos para asegurar que tu Red de Cloud no falle.


Los sistemas basados en la nube son una opción fantástica para los negocios, pues ofrecen eficiencia, rapidez, y son rentables. Además, pueden también hospedar tus datos, programas y aplicaciones en un lugar seguro en línea al cual puedes acceder en cualquier momento. Están situados perfectamente en un mundo en donde el tiempo es dinero, lo cual es frustrante para los que han experimentado fallas en su sistema con períodos de inactividad.

Los periodos de inactividad de la Red de la Nube pueden ser causados por una cantidad de fallas que van desde un error humano, fuentes de poder o hasta incluso amenazas cibernéticas complejas. En la mayoría de los casos, estos problemas pueden ser prevenidos si tomas precaución. En este artículo encontrarás algunos pasos que deberás considerar y que te ayudarán a evitar cualquier interrupción costosa o indeseable.

 

1. Conseguir el Balance Correcto.

Una razón común por la cual las Redes Cloud pueden resultar en errores, es porque no logran ejecutar correctamente la cantidad de procesos o aplicaciones que le has estado otorgando. La Ley de Murphy dice que esos errores ocurrirán cuando necesites utilizar una aplicación el sistema, y este estará horriblemente lento o no funcionará para nada. Así que para evitar esto, debes asegurarte de que tu red tiene la capacidad de ejecutar los procesos que necesitas. Igualmente, necesitas balancear el uso entre otras redes, o en el almacenamiento in-home.

2. Hacer seguimientos y monitoreo correctamente.

Junto con lo anterior, llega la necesidad para tu red de Cloud de ser vigilada con regularidad para monitorear su actividad. No necesitas contratar nuevo personal para esto tampoco; crea una nómina de personal para que la responsabilidad sea compartida. De igual manera, en caso de haber otra dificultad técnica puedes hacer que uno de los miembros especialistas de tu equipo se encuentre alerta para resolverla inmediatamente.

3. Pensar hacia adelante

Como una alternativa a lo de arriba, tú mismo puedes prepararte para esto e instalar un software de monitoreo lo cual no solo te permite vigilar la efectividad y uso de tu red, si no que puede tomar las acciones apropiadas. Estas acciones están determinadas por la sofisticación del software en el cual inviertas, claro está, puede variar entre simplemente alertarte sobre un problema o priorizar el uso y reasignar tareas y actividades.

4. Incrementa tu seguridad.

Eliminar amenazas externas, hackers y/o virus que podrían comprometer la seguridad de tu Red en la Nube no es algo que tomarse a la ligera. Cuando configures tu sistema por primera vez, asegúrate de que los Firewall estén colocados correctamente de acuerdo a tus necesidades y que tu software de seguridad sea actualizado constantemente para lidiar con posibles ciber-ataques.

5. Fuentes de poder de emergencia.

Un error común y causante de caídas de red es por pérdida de poder, ya sea por un corte de energía, o por una falla del sistema. La solución más simple es adquirir un backup o un generador que te permita estar preparado para un problema como tal. Asegúrate de que sea durable y confiable y que te otorgue tiempo suficiente para lidiar con cualquier problema.

 

Fuente: cbrdigital.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *